Relato de un Campeón… “El Tochito es mi Vida”

La gran historia de un tamaulipeco “tochero”, que no es profeta en su tierra.

Por: , 23 de julio de 2012, en la Categoria: Local
Click para ampliar la imagen

Quien no conoce el dicho, que dice, “Nadie es profeta en su tierra”, una frase que cada de vez se hace mas común en el deporte actual en lo que a fuga de talento deportivo se refiere, y es que una y otra vez se escuchan historias de tamaulipecos, que por alguna u otra razón dejan el Estado, para incursionar en otra parte de la Nación teniendo gran éxito.

El deporte de alto rendimiento es quizá el mayor interesado en todo esto, ya que los atletas que tienen talento para las diferentes actividades deportiva, son asediados con una buena beca económica, estudios en las mejores escuelas, o simple y sencillamente una mejor calidad de vida.

Propuestas que en ocasiones no se pueden igualar, por el Instituto Tamaulipeco del Deporte, esto en lo que alto rendimiento se refiere, pero que pasa cuando el deporte amateur, empieza a sufrir el mismo padecimiento, también se tiene que dejar de largo y no hacer el esfuerzo por ponerle la atención necesaria, olvidar que el fundamento del deporte es practicarlo para una vida sana, inculcando valores y con ello hacer mejores seres humanos.

Este es el caso de Raúl Alberto Gómez Marroquín, quien nació en Xicoténcatl, Tamaulipas, y quien profesa la carrera de maestro de educación física, en la delegación Magdalena Contreras de la Distrito Federal, desde hace más de 13 años, tiempo en el que tuvo la visión de crear un equipo de tochito bandera.

Bajo el nombre de los Diablitos de la Magdalena, Raúl Gómez ha llegado a posicionarse como el máximo referente de México, a nivel Nacional e Internacional, a tal grado de conquistar el Campeonato del Mundo en el 2003 disputado en Tokio Japón, y teniendo una cantidad de títulos y participaciones a lo largo de estos años, como 9 Campeonatos distritales, 6 Campeonatos Nacionales, tercer lugar en el Mundial de Berlín, Alemania, en el 2001, tercer lugar en el Mundial de la Ciudad de México en el 2002, Sub Campeón Mundial en el 2007 en New Orleans, Estados Unidos, donde también han participado en el 2008 y 2009 en Chicago, Illinois, y Orlando, Florida en el 2010.

Pero mas allá de todo los torneos, copas del Mundo, y certámenes internacionales, la historia del oriundo de Xico, esta escrita a base de esfuerzo y dedicación, al llegar a la Delegación Magdalena Contreras, donde las problemáticas de la gente o los jóvenes que buscan practicar el deporte, son arrebatadas por la drogadicción, la delincuencia organizada o las familias disfuncionales, en un entorno de clase media baja.

Situación que motivó al Profesor de educación física, a buscar un programa de activación y esparcimiento, siempre pensando en la formación y valores que te da el deporte, encontrando un programa piloto, que lanzó la NFL (National Football League, por sus siglas en ingles) en México.

Comienza la historia

“Siempre a la par de mis actividades académicas, mi mamá se preocupó por que hiciéramos actividad física, y así fue hasta que concluí mi carrera de educación física, y gracias a la iniciativa de la NFL hace 14 años, de crear el programa de NFL tochito, donde el ganador tenia como premio ir a jugar a campeonatos mundiales, y es ahí donde me encuentro con esto”.

El único punto donde él podía impartir su profesión en ese tiempo, fue la Magdalena Contreras, así su llegada a esa escuela donde nacen los Diablitos:

“Al salir de la escuela había que escoger plaza y cuando fui a contrataciones había un mapa inmenso del DF, y me dijeron solo tenemos aquí, y la tomé o era eso o quedarme sin plaza llegue a una secundaria, que todavía esta en la parte más alejada de Contreras”.

Ya establecido y con la inquietud en mente, las cosas no fueron nada fácil, para poder llevar a cabo el programa de tochito, enfrentándose a un sinfín de adversidades:

“De entrada, está a hora y media de donde yo vivo, y a veces hasta 3 horas en el trafico, es una delegación de zona media baja, donde se tiene problemas de violencia, drogadicción, familias desintegradas e inseguridad,  esa es principalmente la población que habita la delegación, así es como surge entre todo eso, y así lo tuvimos que hacer (Entrenamientos), en una explanada de cemento que estaba frente a la escuela”.

Llevando los valores de la educación física como un estandarte,  se comprometió con la sociedad, teniendo sesiones extra clase, no reservándose nada al momento de trabajar con los jóvenes que a su vez conformarían el mejor club de tochito bandera, los Diablitos:

“Esto me apasiona, no se si será que me gusta la profesión ya de vocación, y no te pesa, y gracias a Dios muy pronto tuvimos éxito, al ganarnos el derecho de ir a Berlín, Alemania, te habló de 13 años de esto, el primer año perdimos y a partir de ahí le dimos de lleno, entrenamientos diarios y ya para el siguiente año fuimos Campeones a nivel Nacional, te repito cuando algo te apasiona no te quejas, y yo creo que algo que tenemos los profesores de educación física, es buen ojo para detectar talento por que trabajamos en el patio, y pues era muy bueno el reclutamiento de estudiantes en la Magdalena”.

Después de incursionar en su primer campeonato del Mundo en Alemania, donde consiguen el tercer lugar al vencer al entonces Campeón Australia, los títulos empiezan a caer por racimos, formando una trayectoria ya de 13 años ininterrumpidos con los Diablitos.

“Ya a la fecha, hemos conseguido 9 Campeonatos Nacionales a nivel secundarias, solamente en el torneo de NFL, ya sin mencionar torneos nacionales en categorías femenil, torneos de preparatorias, etc.”

Varias generaciones han pasado por las filas del club, pero una de las mayores satisfacciones del coach  Raúl Gómez es todo lo que se ha ganado en la delegación, es saber como el deporte ha cambiado los aspectos donde viven.

“Más que las cosas que se han ganado, se ganó que ya tuviéramos un espacio digno entrenamos actualmente en un campo empastado, los chavos ya tienen un horario fijo y pudimos ya reglamentar o institucionalizar la escuela de los Diablitos de Contreras, pero lo que yo creo que es realmente importante es que tenemos a los chavos haciendo actividad física, y que esa actividad gana día a día, con valores, disciplina, honestidad, todas esas herramientas que necesitas para la vida para ser, buen ciudadano, buena pareja, buen compañero, eso es lo rescatable y no tanto los campeonatos”.

En la actualidad el tochito bandera a crecido mucho a raíz de este tipo de historias, que fueron punta de lanza para que la NFL, sea avalada por la CONADE (Comisión Nacional del Deporte), organizando un torneo participando 16 Estados de la Republica,  incursionando escuelas publicas y privadas, con la meta de juntar a 20 Estados para el próximo torneo, y en algunos años llegar a los 32 Estados.

“El crecimiento de todo esto, es prueba de ello con las clínicas que impartimos aquí este verano, Victoria tiene mucho potencial es una Ciudad muy honesta, muy noble, yo no dudo que en los próximos años tengamos una red, ya bien establecida un circuito de tochito NFL a nivel Nacional, la forma de masificar el tochito en su clase de educación física, y entrenamientos formales fuera de la clase, yo creo que solo será por medio de la escuela publica, por que es lo que nos da las masas, el tochito es muy barato solo se requiere de un balón, unas cintas, una cancha de basquetbol”.

Reconoció al Coach de Espartanos Julián Calderas por su entusiasmo y dedicación al Tochito Bandera, sin recibir algún apoyo del Instituto Tamaulipeco del Deporte, y es que la CONADE y la Secretaría de Educación Publica cuentan con un programa nacional de Tochito Bandera, mismo que no ha sido aplicado en Tamaulipas.

Destacó la Liga de Football Flag en Ciudad Victoria que dirige Baldomero y Salomón Solano, ya que “con nada, están logrando mucho” y la cual el espera apoyar de alguna manera, para devolverle algo a su tierra, teniendo el sueño de algún día volver y poder tener el equipo de “Cañeritos”, en la ciudad que lo vio nacer.

Comenta esta noticia!