Real Madrid levanta con drama la Undécima

Los merengues llegaron a la tanda de penaltis para imponerse 5-3 a la escuadra del Cholo

Por: , 28 de mayo de 2016, en la Categoria: Internacional
Click para ampliar la imagen

Si hay un torneo destinado al Real Madrid, esa es la Champions League. Luego de sufrir en serio, conquistó la Undécima luego de imponerse por 5-3 al Atleti en tanda de penaltis, tras un 1-1 en tiempo regular y tiempos extra.

Pasaron dos años, pero en la memoria estaba fresco el recuerdo de Sergio Ramos gritando un gol agónico que arrebató el título de la Champions League al Atlético de Madrid en el Estadio da Luz.

Zinedine Zidane también repite en la Final, pero ya no como auxiliar, el mago blanco ahora comanda al Real Madrid. Luego de hacer un repunte espectacular en la Liga, pero quedarse a un punto, lo único en su mente es ganar la ‘Undécima’.

No pasan más de 60 segundos cuando llega la primera falta del encuentro, sí, Real Madrid y Atlético reviven a detalle lo acontecido aquel 24 de mayo de 2014. Merengues y colchoneros saben que tienen una cita con la historia y que un parpadeo será la diferencia.

Las escuadras disputan cada balón con la intensidad que lo requiere la lucha por el título más preciado a nivel de clubes y es al minuto 14 cuando las gradas de San Siro explotan.

Sergio Ramos sale disparado hacia la tribuna gritando un polémico gol, en el que parece estar adelantado, y detrás de él están las gargantas de millones de aficionados que ven el sueño de la Úndécima cerca, pese a que el encuentro apenas comienza.

Real Madrid tiene la ventaja y sabe que es momento de apretar para buscar el segundo que, pero el arco rojiblanco está protegido por Oblak, un guardameta que poco muestra que está hecho para siempre ser el héroe y manda a su equipo aún vivo al descanso.

Apenas comienza el complemento y el juego empieza a complicarse para la escuadra de Zidane, al 46′, Pepe llega tarde y comete falta contra Fernando Torres dentro del área. Los alegatos llegan pero la pena máxima es señalada.

Es el momento de que Atlético despierte, pero Griezmann le pone esa dosis de drama que sólo la escuadra del Cholo sabe surcar, estrella su disparo en el travesaño, pero la fibras madridistas ya están tocadas.

Los rojiblancos tienen el control del las acciones, se hacen del dominio del balón y poco a poco exigen al máximo a la defensa blanca, como consecuencia Carvajal se va lesionado y con el llanto de un niño en sus ojos.

Ya son 75 minutos, es tiempo de finiquitar lo obra para evitar disgustos, Benzema entra con balón dominado al área y por la izquierda tiene a un hasta ahora desaparecido Cristiano Ronaldo, pero decide disparar, Oblak se pone la capa de héroe y rechaza lo que parecía el tanto que mataba.

En la siguiente jugada, CR7 vuelve a tomar el balón, se quita la salida del portero esloveno y define al arco, pero bajo los palos, la defensa forma una muralla impenetrable y monta un brutal contraatque que deja descolocada a la zaga merengue y al 78′, Carrasco gana posición en el área chica y marca el tanto de la igualada.

Es la locura en San Siro, con 12 minutos por delante, Atlético tiene el control del juego y el estado anímico del juego, pero es momento de cerrar el juego y mandar el juego, como hace dos años, a tiempo extra.

El costado derecho del Real Madrid es el más tocado y como ‘perro rabioso’, Atlético se aferra a hacer daño.

En cada balón cerca del área merengue se siente gran peligro, por lo que los hombres del ataque blanco, Cristiano Ronaldo y Gareth Bale reúnen las fuerzas que les quedan tras más de 90 minutos y tratan de sitiar al odiado rival, pero la presión sólo duran unos minutos gracias a un par de atajadas de Oblak y al buen perfecto accionar de la defensa colchonera. Sobre el final de los 120 minutos, Lucas Vázquez se encuentra el balón en el área con opciones para liquidar el juego, pero lo suyo no es definir como los grandes, pierde un tiempo y deja que le llegue la marca del rival y todo se fue a la ideseable tanda de penaltis.

Desde los once pasos, la historia aguardaba le aguardaba un dulce capítulo a los blancos. Lucas Vázquez trazó el camino hacia la consecución de la Undécima, Griezmann, Marcelo, Gabi, Bale, Saúl y Ramos marcaban una tanda perfecta, hasta que llegó el turno del español Juanfran, nuevamente un capricho del futbol le daba una bofetada al Cholo y a los suyos, pues el balón se estrelló en el poste. En contraparte, Cristiano Ronaldo tuvo la dicha de cobrar el gol que terminó la gran batalla entre Real Madrid y Atlético.

Comenta esta noticia!