Los submarinos de la Marina de EE. UU. usarán mandos de Xbox

Controlarán así los movimientos del periscopio

Por: , 19 de septiembre de 2017, en la Categoria: ExtremoNoticias
Click para ampliar la imagen

La tecnología de los videojuegos en ocasiones se pone al servicio de proyectos que nada tienen que ver con el mundo del ocio digital. La Marina del Ejército de EE. UU. va a utilizar mandos de Xbox 360 dentro de sus submarinos para controlar los periscopios.

La medida se aplicará sobre los submarinos de clase Virginia, que están entre los más avanzados de la flota norteamericana, e implicará la utilización de los mandos de Microsoft como sistema de control.

Mandos de Xbox 360 en el periscopio
En este tipo de submarinos, el sistema de periscopio cuenta con avances que no están presentes en los más tradicionales y que permiten que varias personas sigan la acción mostrada por este dispositivo a través de varios monitores. Antaño solo los podía usar una persona.

Los sticks del mando de Xbox 360 resultan útiles para realizar el movimiento del periscopio y captar lo que sucede alrededor.

La idea de utilizar mandos de consolas para este propósito partió de recomendaciones de los miembros más jóvenes de la Marina ante la pregunta de buscar nuevos sistema de control más intuitivos.

El uso de los mandos también contribuye a reducir los costes de producción de tecnologías que en el pasado requerían más inversión.

En datos concretos, el diseño y la fabricación de un panel de control tradicional para periscopio puede superar los 38.000 dólares de coste frente a los 30 dólares que cuesta un mando comercial de Xbox.

El uso de mandos encaja a la perfección a los miembros más jóvenes de la tripulación que han crecido con ellos.
Una vez que la idea estuvo sobre la mesa, los equipos de investigación del laboratorio de la marina ubicado en Manassas comenzaron a experimentar con los mandos para integrarlos en la navegación.

“Ese mando es de lejos mucho más barato y ha sido diseñado para encajar en los submarinos de la clase Virginia”, comenta Mark Eichenlaub, uno de los responsables de este singular proyecto militar.

El proyecto ha estado dos años en fase de pruebas y comienza ahora su despliegue de forma oficial en submarinos de la citada clase. No se descarta su aplicación en más modelos de este vehículo acuático.

Comenta esta noticia!